EEUU lanza amenaza a Maduro con Guantánamo

“Estados Unidos seguirá ejerciendo toda la presión diplomática y económica para lograr una transición pacífica a la democracia”, dijo el vicepresidente estadounidense.

El vicepresidente estadounidense, Mike Pence, advirtió ayer al mandatario de Venezuela, Nicolás Maduro, no poner a prueba la determinación de Estados Unidos para que acabe su “tiranía”, y reiteró que “todas las opciones están sobre la mesa” para restaurar la  “democracia” en ese país.

“Estados Unidos seguirá ejerciendo toda la presión diplomática y económica para lograr una transición pacífica a la democracia, pero quienes están observando deben saber esto: todas las opciones están sobre la mesa”, dijo Pence en un acto en Miami con exiliados venezolanos.

“Maduro hará bien en no poner a prueba la determinación de Estados Unidos. La tiranía de Maduro debe terminar y debe terminar ahora”, añadió en medio de gritos y aplausos.

En su discurso en la Iglesia Doral Jesus Worship Center, Pence rechazó la posibilidad de un diálogo.

“Permítanme ser claro: este no es el momento para el diálogo, este es el momento para la acción”, dijo.

“Llegó la hora de acabar con la dictadura de Maduro de una vez por todas”, apuntó, mientras los presentes coreaban “USA, USA, USA”.

Pence dijo que Maduro ha perdido el apoyo de los venezolanos y “está comenzando a perder el apoyo de los militares”, y que si sigue aferrado al poder es por la ayuda que recibe de la “Cuba comunista”.

“Llegó la hora de liberar a Venezuela de Cuba”, indicó, denunciando la “maligna influencia” de la Cuba castrista también en Nicaragua.

Pence reiteró el respaldo del presidente Donald Trump a la “lucha por la libertad” en Venezuela, dijo que Estados Unidos está “listo” para entregar los 20 millones de dólares de ayuda humanitaria prometida, y manifestó el apoyo de su país a las manifestaciones opositoras de hoy.

“Estamos con ustedes”, dijo en español. “Nos quedaremos con ustedes hasta que se restaure la democracia”, prometió, al igual que lo hizo en un video difundido en Twitter un día antes de que Guaidó, en su calidad de jefe del

Parlamento, invocara la Constitución y se autoproclamara en Caracas.

Amnistía o Guantánamo

John Bolton, asesor de seguridad de EEUU,  advirtió de nuevo a Maduro sobre la amnistía que propone Juan Guaidó.

“Ayer tuiteé que le deseo un retiro largo y tranquilo en una bonita playa lejos de Venezuela. Y cuanto antes aproveche esa oportunidad, más probable será que pueda tener un retiro agradable y tranquilo en una playa bonita en lugar de estar en otra zona playera como la de Guantánamo”, dijo Bolton en una entrevista de radio.

Chavistas disidentes

Chavistas disidentes propusieron ayer un referendo para impulsar unas elecciones generales y evitar un conflicto armado, como una tercera vía en el pulso entre el mandatario, Nicolás Maduro, y el opositor Juan Guaidó, autoproclamado presidente interino.

El colectivo de exministros del fallecido presidente Hugo Chávez (1999-2013), académicos y dirigentes sociales sugieren un “pacto de gobernabilidad” que designe nuevas autoridades electorales para realizar un referendo, con observación internacional, que consulte a los venezolanos si quieren relegitimar todos los poderes del Estado.

El grupo criticó duramente a Maduro y dice que no busca “darle oxígeno” a su gobierno, pero denunció que la ofensiva de Guaidó, quien, apoyado por Estados Unidos y otros países, exige que “cese la usurpación” del poder, un “gobierno de transición” y “elecciones libres”, llevaría a una confrontación internacional.

“Tenemos dos fuerzas confrontadas que nos están llevando a una guerra con la posibilidad de una intervención militar de una potencia que tiene gran capacidad destructiva”, dijo Gonzalo Gómez, de la agrupación Marea Socialista.

“¿Es eso lo que quiere Guaidó y eso lo que quiere Maduro, que entremos en esa confrontación y vayamos a una guerra con la intervención norteamericana?, ¿o van a estar dispuestos a que se apele al pueblo de una manera constitucional?”, añadió.

Los promotores admiten que requieren una presión popular.

“Pocas horas”: Iván Duque

El presidente de Colombia, Iván Duque, afirmó ayer que a “la dictadura de Venezuela le quedan muy pocas horas” y animó a los gobiernos a endurecer el cerco diplomático sobre el gobierno de Nicolás Maduro. Duque dijo que ve muy próxima la caída de Maduro ante la presión internacional que lidera Estados Unidos, y se apartó de la propuesta de diálogo que formularon México y Uruguay para resolver el pulso por el poder en Venezuela en medio del colapso económico del país petrolero. “Hoy es digno de aplaudir lo que está viendo el mundo y es que a la dictadura de Venezuela le quedan muy pocas horas, porque hay un nuevo régimen institucional que se está creando gracias al trabajo que han jugado Colombia y otros países”, sostuvo el mandatario durante una reunión con gobernadores en la localidad de San Agustín (suroeste).

El gobernante colombiano llamó a los países que desconocen a Maduro a seguir con el “cerco diplomático” hasta que se convoquen “elecciones libres e independientes”.

“El mundo tiene que seguir en esta tarea en estos días. Hay un pueblo valiente, una Asamblea Nacional valiente en Venezuela, que es el único órgano democrático legítimo que tiene ese país y que ha nombrado como presidente interino a Juan Guaidó para que haga esa transición”, sostuvo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *